LA TRIADA

EL ESCRIBA

 

         La imagen del escriba dentro de la sociedad Egipcia tenia un papel muy influyente y reputado, cualquier acto social, oficial, militar o religioso era redactado por el para dejar testimonio y por tanto su función se hacia imprescindible. En el terreno artístico la presencia del escriba aunque fuera a modo de escultura también se hizo imprescindible sobre todo a partir de la IV dinastía. Se empezaron a realizar obras escultóricas representando a escribas y se colocaban en lugares visibles al público en templos y edificios oficiales. El personaje de esta estatua no tiene nombre. Vemos que el artista opto por separar los brazos y el torso del bloque de piedra original. El escriba mira al frente con mirada penetrante y pensativa, sostiene una pluma, que en su día desapareció, en la mano derecha y el papiro en la izquierda. Lo que llama más la atención en el conjunto de la obra son sus grandes ojos perfilados en cobre a modo de maquillaje. Hombros anchos y bien modelados, brazos pulidos y manos bien acabadas y una peluca bien cuidada y peinada con la raya en medio que nos deja ver los lóbulos de las orejas hace q esta obra sea interesante artisticamente. La posición del cuerpo es la convencional y los cánones de la obra guardan las limitaciones estilísticas del periodo.

 

Caliza pintada

Altura: 31cm

V dinastía

Sakara

 

http://menkaura.blogspot.es/img/mifoto41.jpg 

 

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: